domingo, 20 de diciembre de 2009

Compras navideñas

Como bien decía en la entrada anterior, ayer fue una mañana ajetreada de compras navideñas. Ahora estaréis pensando que estas compras son los regalos que yo haré a la gente, pues no. Os equivocais completamente.
Lo cierto es que todo lo que he comprado es para mí. Al estar viviendo en Madrid todo el mundo me dice: "mira, lo más fácil es que yo de de "X" cantidad de dinero y compres algo con ello". Pero es que lo peor de todo es que no me dan el dinero en navidad para que lo gaste en las rebajas y eso, no. Lo que pretenden es que lo compre yo con mi dinero, lo envuelva, se lo dé, y el día de navidad finja que me lo han regalado ellos.
Suena gracioso y lo es, pero el lado bueno de todo esto es que siempre me gustan los regalos.

Me levanté sobre las 10:00h de la mañana. Desayuné. Estuve un buen rato en el ordenador mirando el correo y atendiendo Facebook y Tuenti. Me duché. Me vestí, bien abrigadito ya que ayer en Madrid hacía mucho mucho frío y me lancé a la calle.
Primera parada, tras un buen trayecto en Cercanías, (STOP: No puedo dar información sobre esta parada ya que es dónde compré el regalo de alguien que lee mi blog, así que me la he de saltar). La siguiente fue Zara, ya que mientras estuve en Gijón vi una chaqueta que me gustó mucho y bueno, mi madre me dijo que me la comprase. Así que estuve en el Zara de Gran Vía, al que denominaré el Zara dónde las tallas S están en extinción. ¡Coño! Si ven que se venden mucho que hagan más tallas S, que nunca quedan.
Como era de esperar, no había talla, así que fue al Zara de la calle Preciados, ya sin esperanza, y la encontré. Esperé un buen rato en la cola para pagar y llegué tarde a la cita en Ángel Corella Dance Wear, dónde había quedado a las 13:30h con una amiga. Llegué sobre las 14:00h y por esa hora la tienda ya debía de haber estado cerrada.
Sin embargo llamé al timbre y... ¡me estaban esperando!. Me compré el maillot que me había probado la última vez que fui y pude irme a comer.

Comí sólo en un Vips, después de esperar una enorme cola también para comer -hoy ha sido día de colas-. Y después de comer muerto de frío me volví a casa con todas las bolsas. Me volví a duchar y salí directo para el cumpleaños de una amiga mía.

Y...¿qué toca ahora? Pues de nuevo al centro a comprar lo que falta, que el martes estaré ya en casita.

2 comentarios:

iker dijo...

Muy buenas...,

Mira que yo llevo fatal eso de tener que comprarme mis propios regalos. No se cómo lo verás tú, pero es que yo sinceramente no lo soporto. Y me toca ir este miércoles, en cuanto me den las vacaciones...

Me ha hecho gracia lo de las tallas S. A mí lo que me pasa es que en muchas ocasiones no me vale ni la S, y tengo que acabar preguntando si tienen la prenda que quiero en la talla XS -que yo creo que es un mito, en realidad no existe-, o en versión de niño. Es realmente humillante jajajaj.. ^^

En fin, espero que termines esas compras, que disfrutes de la vuelta a casa por navidad y que descanses, que falta que te hace.

Besos, jefe xD
iker

alex dijo...

Yo le estoy cogiendo el truquillo a esto de irme de compras, pero para mi, que siempre que salia era para los demás y ya me canse, además, le estoy dando un nuevo estilo a mi ropero que se estaba quedando anticuado, y como ya abri un poco el armario, pues esta entrando luz, jajajaja

Vaya mañanita de colas, las peores las del Zara. La ultima vez que estuve, ufff, que horrorrrrrr...

Ale, que disfrutes mucho las vacaciones en casa y sobre todo, que seas muy muy feliz.

Un besote enorme